XemioLogov6

Información
para ePacientes
de cáncer de mama

Login usuario
Selector de idiomas

Mocador2

La imagenería que rodea al cáncer es oscura -salvo cuando el ruidoso marketing rosa- y poco precisa. Poco sabe el público en general, de la gran diversidad de tipos de cáncer y de tratamientos. De lo caros que son algunos, y del avance continuado en precisión de otros. Y de negocios que algunos montan en paralelo al tratamiento y al sufrimiento de la gente. Como si enfermar infantilizase, nos dejase catatónicos, propicios para pagar más, por cosas que mejor no ocuparse.

El profesor Massagué insiste en la importancia de cambiar los prejucios que existen sobre el cáncer, y empezar a considerarlo como las enfermedades infecciosas, que pueden ser desde leves, hasta mortales.

Y sí, algunos tratamientos contra el cáncer tienen como efecto secundario la pérdida de pelo durante el tratamiento. Esto es molesto socialmente y, en ocasiones, psicológicamente. Porque quedarse sin pelo, cejas ni pestañas te deja en un limbo identitario, que ves en la cara de los que te miran, y cuando intentas pintarte cejas delante del espejo.

Y ahí hay tantas alternativas como personalidades. Cada uno debe escoger su opción, según como se sienta mejor. Pero se debe tener en cuenta que, con el halo del miedo e indefensión, proliferan negocios de estética oncológica, con ofertas que triplican el precio de los productos de la misma calidad sin pestañear (una peluca sintética, por ejemplo)…y normalmente cerca de los centros oncológicos. Por supuesto, también hay profesionales de indudable generosidad y sensibilidad.

El consejo sería que, si nos avisan de que el tratamiento tendrá ese efecto secundario, nos planteásemos con anticipación como afrontarlo. Contar con los profesionales habituales (peluquería y estética) para que nos aconsejen y nos rapen si es preciso, puede ser una buena idea. Somos la misma persona de antes, a la que nos han diagnosticado una afección. El tratamiento incidirá en nuestra vida, pero seguimos siendo quienes somos, y mejor que no abandonar el sentido crítico (ni el sentido del humor, a poder ser).

La falta de pelo temporal permite disfrutar de las duchas de forma diferente; precisa de protección del frío y del sol y permite ensayar propuestas estéticas diferentes a nuestro “corte habitual”. Una buena solución es el uso de pañuelos y buff. Una vez aprendes a ponértelos, es una opción que permite estéticas variables sin precisar de una gran inversión. Os dejamos un vídeo de Eva Aguilera sobre alternativas de cómo ponerse los pañuelos…¡Gracias Eva!

 

 

Imma Grau 100Imma Grau
Investigadora social en comunicación y salud. Comunicadora ubuntu. El cocktail: ingeniería, ciencias de la información y sociología; inmersa en el mundo profesional sanitario y en el de los pacientes.

 

Por favor, acceda con sus datos para poder comentar

Comentarios

  • No se han encontrado comentarios

Twitter

Esta Web contiene información básica sobre distintos aspectos de la salud elaborada por profesionales y pacientes. El contenido de la presente web no sustituye la atención personalizada de los equipos de salud. © Fundación iSYS.

Acreditación médica